Nada

From TSL Encyclopedia
Jump to navigation Jump to search
This page is a translated version of the page Nada and the translation is 98% complete.
Other languages:
English • ‎español
caption
Maestra Ascendida Nada

La maestra ascendida Nada es la chohán del sexto rayo (rayo morado y oro) de la paz, la ministración y el servicio. También es miembro del Consejo Kármico, en el que presta servicio como representante del tercer rayo (rayo rosa) del amor divino. De Nada aprendemos la aplicación práctica del amor y el sendero de Cristeidad personal mediante el ministerio y el servicio a la vida.

Encarnaciones

Encarnaciones en la Atlántida

En la Atlántida, Nada trabajó con las artes curativas y prestó servicio como sacerdotisa en el Templo del Amor. La contraparte etérica de este templo, que está diseñado de acuerdo con el patrón de una rosa, está centrado sobre New Bedford (Massachusetts).

También estuvo encarnada como abogada en la Atlántida, donde defendió la causa de la justicia divina por los vejados y oprimidos.

Nada habla de su experiencia de guardar la llama en los últimos días de la Atlántida:

Qué bien recuerdo los últimos días de la Atlántida. Aquellos de nosotros que nos encontrábamos allí guardando la vigilia en medio del esfuerzo de los portadores de luz encarnados nos reunimos recientemente en el Retiro Royal Teton para examinar de cerca las causas y condiciones que condujeron al juicio final y a ese hundimiento de un continente y su gente.

Los malhechores continuaron entonces, y continúan ahora, con sus malos actos hasta la víspera del cataclismo, presumiendo de ser inmunes a la leyes de Dios, diciendo que el karma no es real y que son los dioses de la Tierra…

Mi servicio en la Atlántida era en la ley y en la ley de la plenitud. Así, la ciencia de la curación y la de la verdad son la mano derecha y la mano izquierda de la defensa del individuo, cuerpo y alma. En aquellos tiempos los manipuladores de la ley del quinto rayo eran tan taimados en su desdén hacia los hijos de la luz como lo son hoy. No entraron en la conciencia de Dios y ejercieron una influencia destructiva sobre los que estaban entrando como neófitos bajo los iniciados de las escuelas de misterios.

Las marmoleñas y geométricas ciudades de la Atlántida, amados míos, no carecían de retiros internos de la Hermandad. Y el propio Noé, el arquetipo del Gran Gurú, mientras construía su arca, fue la llama de la Madre del arca y el iniciador de los hijos de Dios encarnados. Hubo otros de nuestros grupos que tomaron embarcaciones y llevaron los focos de sus retiros a lejanas tierras y cimas montañosas, a Oriente Próximo y a Extremo Oriente, a los Himalayas, a Europa y a las Américas, y a los ya establecidos retiros de los arcángeles.

La salvaguarda de campos energéticos espirituales en la Materia es el trabajo de los chelas de los maestros ascendidos. Cuando la decadencia y la desintegración acosan una época, ellos se elevan sobre alas como las águilas[1] para examinar la tierra y el mar. Ellos piden consejo a las huestes del SEÑOR y al SEÑOR mismo, así como a los tres maestros ascendidos que profetizaron a Abraham el nacimiento de Isaac y la destrucción de Sodoma y Gomorra. Los iniciados de las escuelas de misterios son los predicadores de justicia, y siguen predicando la Palabra y su ciencia hasta la hora del juicio y su embarque en el arca[2].

Hace 2.700 años

En su última encarnación, hace 2 700 años, Nada era la más pequeña de una familia grande con hijos excepcionalmente dotados. Ella fue instruida por Caridad, la arcangelina del tercer rayo, sobre cómo expandir la llama trina del amor en su corazón para la vivificación de los chakras de sus talentosos hermanos y hermanas. En esa encarnación renunció a la búsqueda de la propia carrera y, en cambio, guardó la llama en profunda meditación y oración por sus hermanos y hermanas en varios campos profesionales.

Nada ha hablado de esa vida:

Os puedo asegurar que al final de mi encarnación, cuando vi la victoria de cada uno de mis hermanos y hermanas, la plenitud de la alegría que tenía en mi corazón se expandió… Al mundo le parecía, y quizá incluso a los míos, que no había llevado a cabo mucho. Pero me marché hacia las octavas superiores, comprendiendo totalmente el significado de la maestría sobre mí misma de la llama rosa.

Así, desde el tercer rayo entré en el corazón de Cristo y vi la aplicación [en el sexto rayo] como ministerio y servicio[3].

Su misión de hoy

La maestra ascendida Nada ayuda a ministros, misioneros, profesores, sanadores, psicólogos, consejeros de la ley y funcionarios públicos, todos los que están involucrados en servir las necesidades de los demás. Nada dice:

No importa cuál sea vuestra preparación o vuestro puesto. Lo que cuenta no es lo que hagáis con vuestras manos, sino lo que hagáis con vuestro corazón.

Porque al pasar varias de mis últimas encarnaciones guardando la llama de la vida de forma anónima por mi familia y por otros miembros de la comunidad, estoy capacitada para deciros de primera mano lo que esto significa para Dios, lo que significa para las almas que evolucionan en Terra el tener a alguien –ese alguien silencioso y lleno de paz en medio de la actividad– que en silencio declara la ley de la verdad, la ley de la perfección, la ley de la victoria por todos quienes están tan ocupados sirviendo, tan ocupados intentando hacer el bien por la humanidad, que no tienen tiempo de ponerlas en práctica por sí mismos.

Sugeriría, por tanto, si estáis buscando un desafío mayor de lo normal, que vayáis a vuestras comunidades con este pensamiento en mente, el ser un guardián de la llama, de adorar la llama de la vida en el corazón de cientos y de miles de personas…

Si poseéis preparación profesional, o si tenéis la capacidad de adquirir tal preparación, entonces sugerimos que asumáis mayores responsabilidades donde podáis implicaros directamente en la toma de decisiones, en la redacción de legislaciones, en la organización, ya sea en grupos dedicados a intereses para hombres, grupos de intereses para mujeres o grupos comunitarios que trabajen por una causa que sea constructiva…

Con qué frecuencia vemos que en estos niveles de planificación gubernamental y comunitaria, si hubiera tan sólo uno de nuestros guardianes de la llama ahí, qué suave sería el proceso y qué animada estaría la gente, cómo se restauraría su fe en esta forma representativa de gobierno, que verdaderamente sigue las enseñanzas de los maestros ascendidos y está formada de acuerdo con lo que ha de llegar en las sociedades de oro que han de nacer en este continente[4]

Nada es una iniciada y es maestra del sendero del rayo rubí, y enseña el despliegue de la rosa del corazón, ayudándonos a desarrollar la sensibilidad del corazón para recibir el don del Espíritu Santo de diversas clases de lenguas y la interpretación de lenguas.

Está muy involucrada en la iniciación y el patrocinio de las llamas gemelas y la familia de Acuario. También sirve a los niños del mundo con legiones de ángeles que cuidan personalmente de las necesidades de los jóvenes.

Retiros

Artículo principal: El Retiro de Arabia

Nada enseña en el retiro de Jesús, en la octava etérica sobre Arabia Saudí, donde imparte enseñanzas sobre la maestría Divina de las emociones y la tranquilización del deseo inadecuado. Esta es la maestría del chakra del plexo solar, que es el instrumento del sexto rayo, el sitio donde irradiamos paz. Este es el rayo de la dispensación de Piscis y Jesús es el gran maestro de este rayo: es el Príncipe de la Paz. Nada llega tras los pasos de Jesucristo y su sendero es lo que ella enseña. Nada sucedió a Jesús en el cargo de chohán del sexto rayo cuando él asumió el cargo de Instructor del Mundo en 1956.

Artículo principal: Templo de la Rosa

Nada también presta servicio en el Templo de la Rosa, su retiro ubicado sobre New Bedford (Massachusetts). Diseñado según el patrón de una rosa, cada pétalo es una sala que representa una iniciación en la llama del amor. En el centro del retiro arde la llama del amor divino, cuidada por hermanos y hermanas del tercer rayo para la curación de las evoluciones de la Tierra con amor.

Otra información

Nada nos dice: «Os doy mi amor, porque todo lo demás ya lo he regalado». El lema de sus discípulos es «yo sirvo», «soy el guardián de mi hermano» y «el siervo no es mayor que su Señor».

La nota clave de Nada es «Mattinata», de Ruggiero Leoncavallo.

Véase también

Chohanes

Para más información

For more on Nada’s teaching, see the sections on her in Mark L. Prophet and Elizabeth Clare Prophet, Lords of the Seven Rays.

Notas

Template:MTR-es, “Nada.”

  1. Isaías 40:31.
  2. Nada, “Life Is Still Sweet (La vida aún es dulce)”, Perlas de Sabiduría, vol. 23, núm. 6, 10 de febrero de 1980.
  3. Mark L. Prophet and Elizabeth Clare Prophet, Lords of the Seven Rays, segundo libro, pág. 229.
  4. Nada, “The Practice of Law in the Feminine Ray (La práctica de la ley en el rayo femenino)”, 5 de julio de 1974.